Ley del Karma

«Haced buenas acciones para que paguéis vuestras deudas»

Recordad que no solo se paga con dolor; también se puede pagar haciendo el bien.

Muchas personas que sufren, sólo se acuerdan de sus amarguras deseando remediarlas, mas no se acuerdan de los sufrimientos ajenos, ni remotamente piensan en remediar las necesidades del prójimo.


Este estado egoísta de su existencia no sirve para nada; así lo único que consiguen realmente es agravar sus sufrimientos.

Si tales personas pensaran en los demás, en servir a sus semejantes, en dar de comer al hambriento, en dar de beber al sediento, en vestir al desnudo, en enseñar al que no sabe, etc., etc., etc., es claro que pondrían buenas acciones en el platillo de la Balanza Cósmica para inclinarla a su favor.

Es decir, quedarían remediadas todas sus necesidades; más la gente es muy egoísta y por eso es que sufre; nadie se acuerda de Dios ni de sus semejantes, si no cuando están en la desesperación y esto es algo que todo el mundo ha podido comprobar por sí mismo; así es la humanidad.

Se debe trabajar siempre desinteresadamente con infinito Amor por la humanidad; así alteramos aquellas malas causas que originaron los malos efectos; no olvide usted que alterando la causa se altera el efecto.

Samael Aun Weor

Verdadero Amor

Existe AMOR en aquellos que sienten simpatía verdadera por los sufrimientos de sus amigos y enemigos.

Existe AMOR verdadero en aquel que de todo corazón trabaja por el bienestar de los humildes, de los pobres, de los necesitados.

Existe AMOR en aquel que de forma espontánea y natural siente simpatía por el campesino que riega el surco con su sudor, por el aldeano que sufre, por el mendigo que pide una moneda y por el humilde perro angustiado y enfermo que fallece de hambre a la vera del camino.

Samael Aun Weor

Dharma

«Haced buenas acciones para que paguéis vuestras deudas».
Recordad que no solamente se paga con dolor; se puede pagar haciendo el bien.

Muchas personas que sufren, sólo se acuerdan de sus amarguras deseando remediarlas, mas no se acuerdan de los sufrimientos ajenos, ni remotamente piensan en remediar las necesidades del prójimo.

Si tales personas pensaran en los demás, en servir a sus semejantes, en dar de comer al hambriento, en dar de beber al sediento, en vestir al desnudo, en enseñar al que no sabe, etc, etc, etc; es claro que pondrían buenas acciones en el platillo de la BALANZA CÓSMICA para inclinarla a su favor; así alterarían su destino y vendría la suerte a su favor.

Samael Aun Weor

Amor por la humanidad

Se debe trabajar siempre desinteresadamente con infinito Amor por la humanidad.
Así alteramos aquellas malas causas que originaron los malos efectos, no olvide usted que alterando la causa se altera el efecto.

Quieres sanar? Sanad a otros.

Algunos de vuestros parientes están en la cárcel? Trabajad por la libertad de otros.

Tenéis hambre? Compartir el pan con los que están peor que tú, etc; etc; etc.

Samael Aun Weor