Maternidad

La IMAGINACIÓN de la MUJER en estado de preñez es fundamental para el desarrollo del feto.
Esta demostrado que toda madre puede con su IMAGINACIÓN alterar la psiquis del feto.

La mujer en estado de preñez no debe beber alcohol, ni fumar, ni contemplar lo feo, lo desagradable porque todo esto es perjudicial para el desarrollo armonioso de la criatura.

Hay que saber disculpar todos los caprichos y errores de la mujer preñada.
Muchos hombres intolerantes y faltos de comprensión verdadera se enojan e injurian a la mujer en estado de preñez.
Las amarguras de ésta, las aflicciones causadas por el marido falto de caridad, repercuten sobre el feto en estado de gestación, no solo física, si no, psíquicamente.

Samael Aun Weor

Los 4 caminos

Hemos llegado al punto matemático, que es cuando uno de nosotros comienza a buscar algo que le llene el vacío espiritual que queda dentro de nosotros después de haber visitado escuelas pseudo-esotéricas, sectas religiosas, o sencillamente después de leer algunas obras filosóficas o esotéricas.

Existen 4 caminos:

1.- FAKIR.- Desarrolla la Voluntad
2.- MONJE.- Domina las Emociones solamente
3.- YOGUI.- Domina la Mente poderosamente
4.- El 4to camino es el de la SÍNTESIS.- El camino recto, único y verdadero, el camino del Matrimonio Perfecto.
Aquí tenemos que conquistar equilibradamente, el dominio de la Voluntad, las Emociones y la Mente.

Samael Aun Weor

Recurrencia

La ley de Recurrencia puede ser explicada fácilmente cuando comprendemos que un hombre es su propia vida y que al regresar, al retornar o renacer, trae otra vez sobre el tapete del mundo, su propia vida.

En cada existencia nos estamos encontrando ó reencontrándonos, para hablar más claro, con aquellas personas con las cuales hemos estado relacionándonos en pasadas vidas.

Samael Aun Weor

Generosidad

La verdadera generosidad es absolutamente desinteresada.

Si las gentes tuvieran generosidad olvidaran todos los resentimientos acumulados en su memoria, todas las experiencias dolorosas de los muchos ayeres y aprendieran a vivir de momento en momento, siempre felices, siempre generosos, llenos de verdadera sinceridad.

La Generosidad es un atributo de la Conciencia

Samael Aun Weor

Enamorados

Cuando la pareja está en realidad de verdad enamorada se producen dentro del organismo transformaciones maravillosas.

💗El AMOR es una efusión o una emanación energética que brota de lo mas hondo de la CONCIENCIA, esas radiaciones del AMOR, estimulan a las glándulas endocrinas de todo el organismo y ellas producen millonadas de hormonas que invaden los canales sanguíneos llenándolos de extraordinaria vitalidad.

Samael Aun Weor

Retorno

¿Podría usted decirme por qué siempre he fracasado en el Amor?.
Cuando he estado a punto de alcanzar la felicidad, se me escapa de la mano, aun a pesar de que siempre me dicen que me quieren, se alejan de mi, para casarse con otra.

R.-Con el mayor gusto responderé a su pregunta, distinguida dama. Es claro que su problema no podría ser debidamente comprendido si ignoramos la Ley del Eterno Retorno.

Todos los casos son una repetición incesante de las distintas vidas pasadas.
Todo ser humano en el pasado ha contraído diversos matrimonios, ha establecido relaciones sexuales con otras personas, etc.

El resultado de tales asociaciones conyugales puede ser bueno, malo o indiferente.

Si nos hemos portado mal con determinado cónyuge, en una nueva vida se establece el reencuentro con sus consecuencias: fracasos matrimoniales, frustramiento de bodas, ruptura de relaciones amorosas, etc.

Lo mas grave de esto es la separación legal obligada por tal o cual motivo y sobre todo cuando hay amor.

Samael Aun Weor

El Amor es algo muy sublime

El amor es algo muy sublime. Les voy a poner a ustedes un ejemplo. El fundador de Nueva York era un hombre muy inteligente, tenía pues una esposa y muy distinguida. Cuando fundó a Nueva York, aquello parecía una paradoja: allí no había sino vegetación, árboles, etc, etc.

El concibió la idea de una gran ciudad, al contemplar aquella región. Pero era la «época dorada» la época en que la gente tenía sed de oro en los Estados Unidos- aunque siempre la ha tenido, pero en aquella época era muy manifesta: la codicia por el oro físico, las minas de oro, etc.

Sí él, yéndose por el mundo cometió un error que lo consideró muy grave. Abandonar a la mujer en plena montaña, no la abandonó por ninguna otra mujer, no, si no, por el oro, por ir a buscar las minas… Al final supo de ella, alguien le dijo que ella había muerto. El no se preocupo mucho por eso, porque el no tenía sino, ansias, sed insaciable de oro. Mas tarde con el tiempo encontró a una mujer y se casó con ella -con otra mujer-. Metió ferrocarril, estableció bancos, cuando ya era un gran hombre, hablando ante un auditorio, de pronto descubre, -entre las gentes que habían allí- aquella que él había abandonado.

Aquel hombre ya no podía ni hablar, trató de trabarse, quedó confundido, porque pensaba que estaba muerta y a ella le habían informado que él se había casado otra vez, que tenía 6 hijos… En el auditorio se topó «de manos a boca», con ella el no hallaba que hacer. Le dijo ella: «No te preocupes, se que te has casado». El estaba perplejo, porque claro por regla recordó su primer amor. Y la amaba, solo que la sed del oro, había hecho que la abandonara… No hallaba que hacer. Dijo ella: «pues márchate sigue tu camino» -ella también lo adoraba-. El intentó alejarse y no podía, sentía que le era difícil desprenderse de ella. Pero ella le dio valor: «No mires hacía atrás -le dijo- marcha hacia adelante, no te detengas por mi. Debes triunfar te amo mucho y deseo tu triunfo». El se fue caminando como un sonámbulo, hasta que ella se marchó. Ella lo amaba demasiado, el hubiera podido dejar a la otra mujer de inmediato e irse con ésta, pero ella prefirió su felicidad. Eso es Amor.

Cual de ustedes se siente capaz de hacer eso, ser capaz de renunciar a lo mas amado por la felicidad misma de lo mas amado? Es que el amor no quiere recompensas, es dádiva en sí mismo, trabajo con renuncia de los frutos, no quiere si no el bien de otros, aún a costa de la propia felicidad. Hay que entender, hay que comprender la necesidad de amar a nuestros semejantes. Porque mediante el amor podemos transformarnos y amando, repartir bendiciones, llevar la enseñanza a todos los pueblos de la tierra, encaminar a otros en el máximum de la paciencia, saber perdonar los defectos ajenos.

Samael Aun Weor